Saltar al contenido
TuPsoriasis

Remedios para la Psoriasis

tupsoriasis.com es una web que nace con un único propósito. Ayudar y asesorar a todos aquellas personas que padecen esta enfermedad.

Cambiando algunos habitos como el estilo de vida, dejar de fumar, controlar el estrés y aplicar algunos remedios naturales podremos controlar sus síntomas

Antes de que sigas leyendo No pruebes los siguientes remedios sin antes leer estos artículos que te he preparado:

Aún a fecha de hoy hay muchas personas que la desconocen. No saben que es una enfermerdad inflamatoria crónica de la piel cuyo origen se encuentra en nuestro sistema inmunológico.

La cara visible son esas lesiones escamosas de la piel y aunque puede ser hereditario hay que subrayar que No es contagiosa.

Afecta alrededor del 2 por ciento de los Españoles y aunque pueden tenerlo niños y mayores, aparece mayoritariamente cuando se tiene entre 15 y 35 años de edad.

Si tienes alguna consulta no dudes en preguntarla gratuitamente a nuestro Médico.

¿Cómo sé si tengo psoriasis?

Aunque los signos y los sintomas son distintos para cada persona. Lo más frecuente es que aparezcan manchas rojas en la piel cubiertas con escamas gruesas y plateadas.

Acompañado de picazón, ardor o dolor. Una piel seca y agrietada que puede sangrar. Engrosamiento de las uñas, picadas o acanaladas. E inflamación en las articulaciones y rigidez de estas.

¿Cuál es la causa de la psoriasis?

causas psoriasis

La causa concreta de la enfermedad aún se desconoce. Puede ser una enfermedad genética y de hecho ya se tiene localizado el gen cuya alteración influye en la aparición de esta.

Al ser una enfermedad hereditaria. Las estadísticas dicen que si uno de los dos padres lo padece, uno de cada ocho hijos puede sufrirla.

La buena noticia es que se puede heredar la alteración genética pero puede que no se desarrolle la enfermedad debido a la intervención de factores externos.


¿Qué es la psoriasis?

Si buscas una definición más precisa y más científica sobre que es la psoriasis te diré que es una enfermedad de la piel que acelera el ciclo de vida de las células cutáneas.

Las células se acumulan rápidamente en la superficie de la piel. Provocando un exceso de células cutáneas que forman escamas y manchas rojas acompañados de picazón y a veces dolor.

Aparece y desaparece, por lo que tu objetivo principal es detener el crecimiento acelerado de las céulas cutáneas.


¿Cuál es la mejor crema para la psoriasis?

Si tu psoriasis es leve o moderada, aplicar una crema o ungüento podrá aliviar los sintomas pero si la enfermedad es más extensa tendrás que combinar las cremas con medicamentos orales o fototerapia.

La mejor crema para la psoriasis debe tener más de uno de los siguientes componentes:

  • Ácido salicílico.
  • Antralina.
  • Alquitrán de hulla.
  • Vitamina D
  • Corticoesteroides
  • Retinoides tópicos
  • Cremas humectantes
  • Inhibidores de la calcineurina


¿Qué alimentos la provocan?

No hay una relación directa entre algunos alimentos y la aparición de psoriasis. Si es cierto que se debe evitar los alimentos que son generalmente malos para la salud que contienen azúcar, grasas y sales como puede ser la comida basura y el alcohol.

También se debe evitar comer carne roja, maíz, café y leche de vaca.

Tú eres quien mejor conoce a tu cuerpo así que “Escuchalo” y si estos o algún otro alimento no te sienta bien, evita tomarlo.


¿Qué es lo que provoca la psoriasis?

Lo que provoca la psoriasis está en los genes. Y aunque actualmente se sigue estudiando para su cura el principal factor es hereditario seguido de factores externos que causan brotes.

Clases de psoriasis ¿Cuántos tipos de psoriasis hay?

Hay varios tipos de psoriasis aunque suele pensarse que solo hay un tipo de psoriasis. Los tipos más habituales de psoriasis son:

  • Psoriasis en placas. También conocida como psoriasis vulgaris. El 80% de los casos presenta este tipo. Las escamas que forman la placa estan formadas por células muertas.
  • Psoriasis en el cuero cabelludo. Suele ser frecuente. Puede aparecer acompañada de cualquier forma de psoriasis, Se presenta una descamación seca muy adherida (caspa gruesa) sobre una zona roja del cuero cabelludo.
  • Psoriasis guttata. Normalmente aparece en la infancia. Puede estar producida por alguna infección. Son caracteriasticas por presentar pequeñas gotas rojizas en la piel en el tronco y las extremidades y a veces en el cuero cabelludo.
  • Psoriasis pustulosa. Es poco habitual. Suele aparecer granos de pus no infecciosos sobre las placas. Localizada normalmente en manos y en pies, aunque tambíén puede aparecer de manera generalizada.
  • Psoriasis flexural, invertida o inversa. Suele aparecer en axilas, ingles, debajo de las mamas y en los pliegues genitales y nalgas. Se manifiesta en forma de enrojecimiento e inflamación, pero no de escamas. Es propensa a la irritación por el roce y el sudor.
  • Psoriasis eritrodérmica. Es un tipo poco frecuente que cursa con inflamación, suele afectar a la mayor parte del cuerpo. Se produce un enrojecimiento de la piel muy acusado y agresivo. Y puede presentarse en su forma seca y húmeda.
  • Artritis psoriásica. Se caracterizada por la rojez, dolor e hinchazón de las articulaciones. Es una inflamación crónica de las articulaciones. Si sigues leyendo podrás encontrar algo más de información sobres este tipo de psoriasis.

¿Qué es lo que provoca la artritis psoriasica?

Aún no se sabe a ciencia cierta que es lo que provoca la artritis reumatoide. Probablemente sea un factor genético.

No es que los genes causen artritis reumatoide literalmente pero pueden hacerte más vulnerable frente a otros factores externos.

La forma más común de artritis o conocida también como osteoartritis produce un desgaste del cartílago que envuelve los huesos en las articulaciones.

Al inflamarse la membrana sinovial que es lo que protege y lubrica las articulaciones se produce una hinchazón y dolor.

Sintomas más frecuentes de la artritis psoriasica

Los sintomas mas frecuentes de la artritis psoriasica son:

  • Hinchazón y dolor en las articulaciones
  • Dolor de espalda
  • Problemas con las uñas
  • Dificultad de movimientos

Si padeces uno o varios de estos sintomas te aconsejamos que acudas a tu médico para que te haga un diagnostico más preciso.

Que es exactamente la psoriasis

A continuación te vamos a dar una visión general de la enfermedad psoriásica. Te vamos a mostrar cuales son sus síntomas, causas, diagnóstico y más.

La enfermedad psoriásica es una enfermedad autoinmune que incluye dos afecciones inflamatorias específicas. Estas dos condiciones, psoriasis y artritis psoriásica (PsA), son el resultado de un sistema inmunitario hiperactivo. La psoriasis y la PsA afectan principalmente las articulaciones y la piel de todo el cuerpo.

Tipos de psoriasis

Hasta el 30 por ciento de las personas que tienen psoriasis eventualmente desarrollan artritis psoriásica , según la National Psoriasis Foundation. También es posible tener PsA y desarrollar psoriasis más adelante, pero estos casos son mucho más raros.

La psoriasis es conocida por causar una rápida acumulación de células de la piel caracterizadas por parches cutáneos, llamados placas. Algunas personas tienen parches localizados, mientras que otros tienen cobertura corporal completa. 

Hay cinco tipos principales de psoriasis.

  • Plaque psoriasis
  • Psoriasis guttata
  • Inverse psoriasis
  • Pustular psoriasis
  • Psoriasis eritrodérmica

De los cinco, la psoriasis en placas afecta hasta al 90 por ciento de las personas con psoriasis. En general, la psoriasis afecta al 3.1 por ciento de los estadounidenses. No existe cura para esta enfermedad de por vida, pero varios tratamientos pueden controlar los síntomas y reducir el crecimiento excesivo de la piel.

Artritis psoriásica  

La PsA causa inflamación crónica de las articulaciones en los lugares donde los tendones y ligamentos se conectan al hueso. El proceso inflamatorio eventualmente conduce a dolor, hinchazón y rigidez en las articulaciones. Cualquiera puede contraer PsA, pero generalmente se ven nuevos diagnósticos durante la mediana edad (de 30 a 50 años). Para la mayoría de las personas con PsA, sus síntomas comienzan años después de que comienza la psoriasis. 

Al igual que la psoriasis, no hay cura para la PsA. Pero el creciente número de tratamientos puede detener la progresión de la enfermedad, reducir el dolor y otros síntomas y preservar las articulaciones y el rango de movimiento. El diagnóstico y el tratamiento tempranos son vitales porque el tratamiento retrasado, incluso en un período corto, puede provocar daños permanentes en las articulaciones.

Síntomas

La inflamación es el síntoma principal de la enfermedad psoriásica. 

Cuanto más severos son los síntomas de psoriasis de una persona, es más probable que desarrollen PsA.

Psoriasis

Los parches de piel seca, gruesa y elevada son los signos más comunes de psoriasis. La psoriasis causa otros signos y síntomas que dependen de:

  • Tipo de psoriasis
  • Lugares donde aparecen parches y otros síntomas.
  • Cantidad de psoriasis que cubre el cuerpo.

La psoriasis en placas causa placas de diferentes tamaños. A veces, estas placas son pequeñas y se forman juntas para crear placas más grandes. Suelen aparecer en el cuero cabelludo, los codos, las rodillas y la espalda baja, pero pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo. Es común que estas placas tengan picazón, pero los dermatólogos le aconsejarán que no se rasque los parches, ya que esto hará que se engrosen. También pueden sangrar y agrietarse.

La psoriasis guttata provoca que aparezcan pequeñas protuberancias en la piel de repente. Las protuberancias a menudo cubren el torso, las piernas y los brazos, pero también pueden aparecer en la cara, el cuero cabelludo y las orejas. Las protuberancias son de color salmón o rosado, pequeñas y escamosas. Pueden desaparecer sin tratamiento. Cuando se aclaran, generalmente no regresan. En estos casos, la psoriasis guttata es temporal, pero es posible que tenga la condición de por vida, para que desaparezca y regrese más tarde en la vida, y que la psoriasis en placa resulte después de un brote de guttata. No hay forma de predecir lo que sucederá después de que desaparezca el primer brote.

La psoriasis inversa se desarrolla en áreas donde se pliega la piel. Los síntomas de la psoriasis inversa pueden incluir:

  • Parches de piel suaves y rojos
  • Una capa blanca plateada en parches
  • Piel adolorida y dolorosa

La psoriasis pustular hace que aparezcan protuberancias llenas de pus en las manos y los pies. El pus contiene glóbulos blancos. Las protuberancias no son infecciosas, pero pueden ser dolorosas y afectar las actividades de las manos y los pies, como escribir y caminar.

La psoriasis eritrodérmica puede ser mortal y requiere atención médica inmediata. Solo afecta al 3 por ciento de las personas con psoriasis. Los síntomas pueden incluir:

  • Piel quemada en la mayor parte del cuerpo.
  • Escalofríos y fiebre
  • Debilidad muscular
  • Rapid pulse
  • Picazón severa
  • Problemas para mantenerse caliente  
  • El cambio de piel                

Las personas que desarrollan psoriasis eritrodérmica generalmente tienen otro tipo de psoriasis que es grave y no mejora a pesar del tratamiento agresivo. Cualquier persona que note síntomas de psoriasis que estén empeorando debe hablar con su médico para evitar complicaciones. 

Artritis psoriásica

La mayoría de las personas tienen síntomas en la piel durante años antes de experimentar dolor en las articulaciones. Cuando los síntomas articulares comienzan a desarrollarse, serán sutiles al principio y pueden incluir:

  • Articulaciones inflamadas y sensibles, especialmente en los dedos.
  • Dolor en el talón
  • Hinchazón en la parte posterior de las piernas, por encima del talón.
  • Rigidez matutina que se desvanece con la actividad y a medida que avanza el día.

Los síntomas de PsA pueden desarrollarse lentamente y ser leves o pueden aparecer repentinamente y volverse severos. La PsA es progresiva, lo que significa que si no se trata con éxito, empeorará con el tiempo.

Los síntomas de PsA que se desarrollan con el tiempo incluyen:

  • Fatiga
  • Sensibilidad, dolor e hinchazón sobre los tendones.
  • Dedos y dedos hinchados que pueden parecerse a salchichas
  • Rigidez, dolor, latidos y sensibilidad en múltiples articulaciones.
  • Rango de movimiento reducido
  • Cambios en las uñas, incluida la separación de las uñas del lecho ungueal y picaduras (pequeños hoyos en la superficie de las uñas)
  • Problemas de rigidez de la columna , dolor y movimientos del torso
  • Inflamación ocular, una afección llamada uveítis

Gravedad de los síntomas

Si bien existe una conexión entre la gravedad de la psoriasis y el desarrollo de la PsA, no existe una conexión entre la gravedad de la psoriasis y la gravedad de la PsA. Esto significa que tener síntomas severos en la piel no significa que los síntomas en las articulaciones sean severos, y tener muchas articulaciones afectadas por PsA no significa que su piel esté cubierta de lesiones. Además, las mismas partes del cuerpo no se ven necesariamente afectadas. Por ejemplo, si la PsA afecta las articulaciones de los dedos, es posible que la psoriasis no.

Brotes de psoriasis

Cualquier persona que tenga enfermedad psoriásica conoce como aumenta y disminuyen los brotes, por lo que tendrá períodos de brotes y períodos de remisión. 

Muchas cosas diferentes desencadenan brotes, incluyendo

  • Estrés
  • Traumatismos cutáneos, incluidos cortes, rasguños y tatuajes.
  • Piel seca
  • Bronceado
  • Ciertos medicamentos
  • Clima
  • Consumo de alcohol
  • Humo de cigarro
  • Gluten
  • Infecciones 

Remisión

La remisión es un período de poca o ninguna actividad de la enfermedad. Algunas personas con psoriasis pueden tener una remisión espontánea, donde los síntomas desaparecen sin tratamiento. La remisión de PsA no es tan común, especialmente cuando una persona tiene PsA y psoriasis.  

Las personas con formas más leves de PsA y aquellas que reciben tratamiento temprano pueden tener una mayor probabilidad de lograr la remisión. De hecho, la investigación reportada en Arthritis & Therapy revela que hasta el 60 por ciento de las personas con PsA pudieron lograr la remisión después de un año de tratamiento con medicamentos biológicos. Si bien la remisión es realista y alcanzable, depende de cuándo una persona comienza a tratar y qué tan agresivos son los síntomas de la enfermedad psoriásica. 

La investigación reportada en el British Medical Journal encuentra que hasta el 75 por ciento de las personas que logran la remisión tendrán una recurrencia dentro de los seis meses posteriores a la interrupción de la medicación. Hay pocas personas que pueden experimentar una remisión libre de drogas con PsA e incluso con un tratamiento continuo, es probable que los síntomas vuelvan.

Estar en remisión no significa interrumpir el tratamiento.

Causas y factores de riesgo

Se desconocen las verdaderas causas de la enfermedad psoriásica. Pero los investigadores creen que la genética y el medio ambiente juegan un papel en el desarrollo de la psoriasis y la PsA.

Psoriasis

Si bien la psoriasis y la PsA tienen causas similares, los procesos que hacen que se manifiesten no son tan similares. 

Genética: una de cada tres personas con psoriasis informa que tiene un familiar con la afección, esto según la National Psoriasis Foundation. Los niños tienen una probabilidad del 10 por ciento de desarrollar la afección si uno de los padres tiene psoriasis, y si dos padres tienen psoriasis, el riesgo de un niño aumenta al 50 por ciento.

Sistema inmunitario: cuando el sistema inmunitario es hiperactivo en personas con psoriasis, se crea inflamación dentro del cuerpo, lo que produce los síntomas que se observan en la piel. Las células sanas de la piel se producen demasiado rápido y se empujan a la superficie. Normalmente, las células de la piel tardarían un mes en pasar por un ciclo saludable, pero en personas con psoriasis, el proceso lleva días. El cuerpo no puede eliminar las células de la piel tan rápido y las placas se acumulan.

Infección: Si bien la psoriasis no es contagiosa, también puede desencadenarse por una infección, específicamente la infección que causa faringitis estreptocócica.

Comorbilidades: cuando una persona tiene dos o más afecciones, se denominan comorbilidades. Las comorbilidades que aumentan el riesgo de psoriasis incluyen PsA, enfermedad cardíaca, síndrome metabólico y otras afecciones autoinmunes, como la enfermedad de Crohn.

Trauma en la piel: cualquier trauma en la piel, como un corte o una quemadura solar, puede causar el desarrollo de lesiones de psoriasis. Incluso los tatuajes pueden desencadenar la psoriasis porque causan traumas en la piel. Esta respuesta se llama fenómeno de Koebner.

La psoriasis también es peor en pacientes con sobrepeso y en fumadores.

Artritis psoriásica

Al igual que la psoriasis, la PsA es un trastorno autoinmune en el que el sistema inmunitario del cuerpo ataca sus propios tejidos y células sanos. Esta respuesta autoinmune causa dolor e inflamación en las articulaciones.

Los factores de riesgo más altos para desarrollar PsA son:

Psoriasis: Tener psoriasis es la causa principal de desarrollar PsA. 

Genes: existe un vínculo genético con la PsA, ya que la mayoría de las personas con PsA informan que tienen un hermano o padre con la afección.

Edad: mientras que cualquier persona de cualquier edad puede desarrollar PsA, el inicio de la enfermedad es entre las edades de 30 y 50.

Infección: los investigadores creen que la PSA puede producirse cuando una infección desencadena el sistema inmunitario.  

Trauma: el trauma físico puede aumentar el riesgo de PsA en personas que ya tienen psoriasis. Un estudio de la Liga Europea contra el Reumatismo (EULAR) encontró que el riesgo de PsA aumenta en un 50 por ciento entre las personas con psoriasis cuando están expuestas a un trauma físico, especialmente cuando el trauma es profundo en los huesos o las articulaciones.

Diagnóstico

A pesar de que la psoriasis y la PsA a menudo se ven juntas, no siempre se diagnostican al mismo tiempo. Los síntomas de la psoriasis a menudo se ven años antes del dolor e inflamación en las articulaciones porque los síntomas en las articulaciones son menos obvios. Por supuesto, en casos raros, los síntomas articulares pueden ocurrir antes de los síntomas de la piel, lo que puede dificultar el diagnóstico o dar lugar a un diagnóstico erróneo. 

No hay pruebas de diagnóstico específicas para la psoriasis. El diagnóstico generalmente se realiza al examinar las lesiones cutáneas. Debido a que la psoriasis puede parecerse a otras afecciones de la piel, incluido el eccema , es posible que su médico quiera confirmar el diagnóstico con una biopsia, tomando una muestra de piel afectada y examinándola con un microscopio. La psoriasis aparecerá más gruesa que el eccema y otras afecciones de la piel.

Su médico también le preguntará sobre antecedentes familiares. Es probable que tenga un familiar de primer grado con la afección. Su médico también puede tratar de identificar los desencadenantes de los síntomas de la piel, incluidos nuevos medicamentos o eventos estresantes recientes.

Artritis psoriásica

No existe una prueba única para confirmar un diagnóstico de PsA. Para diagnosticar PsA, su médico realizará un examen físico y solicitará imágenes y pruebas de laboratorio. Ã‰l o ella también querrá descartar otras afecciones que causan síntomas similares, como la artritis reumatoide y la gota .

Un examen físico incluirá:

  • Revisar las articulaciones para detectar hinchazón y sensibilidad, especialmente en los dedos de las manos y los pies y la columna vertebral
  • Revisar las uñas por picaduras, descamación y otras anormalidades visibles
  • Presionando las plantas de los pies y alrededor de los talones para buscar hinchazón y sensibilidad.

Las imágenes incluirán radiografías simples para detectar cambios en las articulaciones específicos de PsA y resonancia magnética (MRI) para proporcionar imágenes detalladas de las manos y los tejidos blandos en todo el cuerpo. La resonancia magnética también puede detectar problemas en ligamentos y tendones de los pies y la espalda baja.

Las pruebas de laboratorio pueden incluir análisis de sangre para descartar otras afecciones. Por ejemplo, un análisis de sangre del factor reumatoide utilizado para diagnosticar la artritis reumatoide puede descartar PsA.

Tratamiento

Los tratamientos para personas con enfermedad psoriásica incluyen fármacos antirreumáticos modificadores de la enfermedad (FARME) y productos  biológicos .

Los DMARD pueden aliviar los síntomas más graves de la enfermedad psoriásica e intentar ralentizar o detener el daño a las articulaciones y los tejidos y la progresión de la enfermedad. Los DMARD, como Arava (leflunomida), Trexall (metotrexato) y medicamentos antipalúdicos, es decir, Plaquenil (hidroxicloroquina), pueden suprimir el sistema inmunitario y detener la inflamación. Los efectos secundarios más comunes de los DMARD incluyen erupción cutánea, pérdida temporal del cabello, pérdida de peso, daño hepático y síntomas gastrointestinales, como náuseas y dolor abdominal.

Los productos biológicos incluyen medicamentos que bloquean una sustancia llamada factor de necrosis tumoral (TNF), que es conocida por causar inflamación. Estos medicamentos son caros y los médicos solo los recetarán cuando otros tratamientos no hayan funcionado. Los productos biológicos utilizados para tratar la enfermedad psoriásica incluyen Enbrel (etanercept), Humira (adalimumab), Orencia (abatacept), Remicade (infliximab) y Simponi (golimumab). Los efectos secundarios pueden ser hematomas en el sitio de inclusión, mayor susceptibilidad a infecciones, diarrea y náuseas. Los productos biológicos utilizados para tratar la psoriasis ahora también se extienden más allá de los inhibidores de TNF.

Su médico también puede recetar tratamientos que se centren en una condición u otra. Por ejemplo, los medicamentos tópicos pueden tratar los síntomas de la piel, mientras que los antiinflamatorios no esteroideos (AINE) pueden aliviar el dolor y la inflamación.  

Conclusión

Vivir con enfermedad psoriásica puede ser estresante, por lo que es importante seguir los pasos necesarios para controlar los síntomas y mantener su calidad de vida. Y aunque no existe una cura para la enfermedad psoriásica, los investigadores continúan estudiando la compleja relación entre el sistema inmunitario y la enfermedad psoriásica en la búsqueda de desarrollar nuevas terapias para detener la inflamación y las respuestas anormales del sistema inmunitario. Mientras tanto, la enfermedad es tratable y manejable. Además de tomar sus medicamentos, es importante practicar un estilo de vida saludable, que incluya una dieta equilibrada, no fumar, controlar el estrés y evitar traumas en la piel, las articulaciones y los huesos.

Que es la Psoriasis Guttata: La Psoriasis en niños

La psoriasis guttata afecta principalmente a niños y adultos menores de 30 años y representa alrededor del 10% de todos los casos de psoriasis, según la National Psoriasis Foundation . 

Es la segunda forma más común de la enfermedad (después de la psoriasis en placas) y, como todas las formas, puede presentarse en familias.

Síntomas de la psoriasis guttata

La psoriasis guttata tiene características similares a la psoriasis en placas, ya que se manifiesta en un brote repentino de erupción eritematosa (roja) cubierta de escamas. 

Pero, a diferencia de la psoriasis en placas, la erupción no es muy gruesa y tiende a separarse en lugar de agruparse.

La psoriasis guttata se manifiesta con la erupción de docenas o incluso cientos de pápulas (protuberancias) pequeñas en forma de lágrima, principalmente en el torso o las extremidades.

 A veces puede extenderse a la cara, las orejas o el cuero cabelludo, pero casi nunca afecta las palmas, las plantas de los pies o las uñas como otros tipos de psoriasis .

La psoriasis guttata tiende a picar más que otras formas de psoriasis y puede confundirse fácilmente con una erupción farmacológica, pitiriasis rosada u otras afecciones dermatológicas.

A medida que las pápulas comienzan a sanar, pueden pasar de un rosa claro a un rojo oscuro. Raramente dejan una cicatriz a menos que la piel se haya arañado excesivamente.

Un episodio de psoriasis guttata puede durar varias semanas o meses y puede afectar a personas diagnosticadas previamente con psoriasis en placas.Signos y síntomas de psoriasis

Causas de la psoriasis guttata

La psoriasis guttata, como todos los otros tipos de psoriasis, es una enfermedad autoinmune no contagiosa . 

Por razones que no se comprenden del todo, el sistema inmunitario considerará repentinamente a las células de la piel como una amenaza y lanzará una respuesta inflamatoria para “controlar” lo que se supone que es una infección.

La inflamación, a su vez, desencadena la hiperproducción de células de la piel, lo que hace que se multipliquen más rápido de lo que pueden eliminarse. 

Esto conduce a la aparición de lesiones rojas y escamosas que reconocemos como psoriasis.

Los científicos creen que la psoriasis es causada por una combinación de genética y medio ambiente. 

Se cree que ciertas mutaciones genéticas predisponen a un individuo a la psoriasis, pero solo cuando se enfrentan a desencadenantes ambientales específicos se desarrollan los síntomas.

Con la psoriasis guttata, los científicos han identificado una serie de mutaciones, principalmente relacionadas con el grupo de genes del antígeno leucocitario humano C (HLA-C), que se cree que están relacionadas con la enfermedad.

En términos de desencadenantes de la enfermedad, alrededor del 80% de los casos de psoriasis guttata se atribuyen a un episodio reciente de Streptococcal pyogenes(faringitis estreptocócica).

La erupción generalmente se desarrolla de dos a tres semanas después de la infección por estreptococos. 

La psoriasis guttata también puede afectar a las personas que se recuperaron recientemente de la amigdalitis , la varicela o una infección del tracto respiratorio superior. 

Debido a que muchas de estas infecciones son comunes en la infancia, los niños se ven afectados de manera desproporcionada.

El estrés, los traumatismos cutáneos y ciertos medicamentos (como los betabloqueantes y los medicamentos antipalúdicos) también pueden desencadenar el brote inicial o posterior de síntomas.

 Si alguien ha repetido episodios de psoriasis guttata, debe hacerse una prueba para ver si es portador de S. pyogenes .

Como sé si mi hijo tiene psoriasis guttata

No existe una cura para la psoriasis y no hay pruebas de laboratorio o estudios de imágenes que puedan diagnosticar definitivamente la enfermedad. 

El diagnóstico se basa principalmente en un examen físico, una revisión de su historial médico (incluido un historial familiar de psoriasis) y la exclusión de todas las demás causas posibles.

Si se sospecha psoriasis guttata, es probable que su médico tome una muestra de sangre o un cultivo de garganta para detectar estreptococos. 

Una biopsia de piel, a veces utilizada para otros tipos de psoriasis, generalmente no es útil.

Si la causa es incierta, un dermatólogo realizará un diagnóstico diferencial para excluir otras enfermedades con síntomas similares. Estos pueden incluir:

  • Linfoma cutáneo de células T , una manifestación dermatológica del linfoma no Hodgkin
  • Dermatitis numular (eccema discoide)
  • pitiriasis rosada
  • Sífilis
  • tiña del cuerpo (tiña)

Tratamiento

La psoriasis guttata tiende a ser autolimitada y generalmente puede resolverse por sí sola con un tratamiento de apoyo. 

El objetivo principal del tratamiento es reducir la picazón que puede interferir con el sueño y provocar un rascado excesivo.

 Para este fin, el tratamiento puede involucrar:

  • Hidratantes ricos en emolientes
  • Crema tópica de hidrocortisona
  • Carbón toma loción
  • Champú para la caspa
  • Antihistamínicos orales
  • Compresas frías

Además, se pueden recetar antibióticos orales para tratar la infección estreptocócica subyacente. Las opciones incluyen penicilina, eritromicina y azitromicina.

Aunque existe evidencia de que los antibióticos pueden acortar el curso de un brote inicial, no hay evidencia de que tengan algún valor en el manejo o prevención de brotes posteriores.

Los casos graves de psoriasis guttata pueden requerir tratamientos adicionales. 

Dependiendo del porcentaje de piel involucrada y / o la frecuencia de recurrencia, las opciones de tratamiento pueden incluir:

  • Fototerapia (terapia de luz UV)
  • Corticosteroides orales como la prednisona.
  • Tazaroteno tópico , un medicamento retinoide que ralentiza la hiperproducción de células de la piel.

Los fármacos antirreumáticos modificadores de la enfermedad (FARME) como el metotrexato o la ciclosporina y los fármacos biológicos como Humira (adalimumab) o Enbrel (etanercept) generalmente se reservan para el 30% de los casos que eventualmente se convierten en psoriasis en placas. 

Incluso entonces, solo se prescriben cuando todas las otras opciones conservadoras han fallado.

¿Que es exactamente la psoriasis invertida?

Te mostramos una visión general de la psoriasis invertida:

Una forma inusual de la enfermedad que afecta a los pliegues de la piel.

La psoriasis invertida, también conocida como psoriasis flexural o psoriasis intertriginosa, es un tipo inusual de psoriasis que ocurre en los pliegues de la piel. 

Los hechos que afectan las axilas, la ingle y debajo de los senos (en lugar de las superficies extensoras ) y las lesiones son lisas (en lugar de escamosas) son los que diferencian los casos de psoriasis inversa de los del tipo más común, la psoriasis en placas.

La enfermedad afecta desproporcionadamente a las personas con sobrepeso y representa entre el 3% y el 7% de todos los casos de psoriasis, según un estudio de 2012 en Dermatología y Terapia .

El término flexural se refiere a superficies de la piel que se curvan, doblan o pliegan, mientras que intertriginoso se refiere a áreas de la piel que se tocan o se frotan.

Síntomas de la psoriasis invertida

Muchos no saben que existen diferentes tipos de psoriasis y esperan que todos los casos se presenten con signos clásicos, como placas de piel seca y escamosa .

 Ese no es el caso con la psoriasis invertida

Las lesiones de psoriasis invertida son:

  • Sin escamas
  • Suave
  • Color rojo oscuro
  • Brillante

Esto se debe al hecho de que los pliegues de la piel retienen humedad adicional y naturalmente eliminan cualquier tejido suelto a medida que las superficies de la piel se frotan.

Por estas mismas razones, las lesiones de psoriasis inversa a menudo pueden ser dolorosas, particularmente en áreas donde hay una fricción piel con piel excesiva. 

Los tejidos dentro de los pliegues de la piel tienden a ser delicados de todos modos, lo que aumenta su vulnerabilidad a las lesiones.

Debido a esto, no es raro que se desarrollen fisuras (grietas) y hemorragias.

 El calor y la humedad dentro de los pliegues de la piel también los convierten en un semillero para infecciones bacterianas y fúngicas.

Los pliegues de la piel más comúnmente afectados son aquellos:

  • Alrededor de los genitales
  • Entre en las nalgas
  • Debajo de los senos
  • En los pliegues de la ingle
  • Dentro del ombligo
  • Detrás de las orejas

En las personas con obesidad extrema (definida como un índice de masa corporal mayor de 40), las lesiones pueden desarrollarse dentro de los rollos de piel abdominal, debajo de “papadas”, entre los muslos y junto a la piel sobresaliente de la parte superior del brazo.

Sin embargo, tenga en cuenta que la psoriasis inversa puede desarrollarse exclusivamente o coexistir con otros tipos de psoriasis, que pueden venir con otros signos y síntomas.Signos y síntomas de psoriasis

Causas de la psoriasis invertida

La psoriasis inversa, como todas las otras formas de psoriasis, es una enfermedad inflamatoria autoinmune . 

Por razones poco conocidas, el sistema inmunitario considerará repentinamente que las células de la piel son dañinas y lanzará un ataque inflamatorio para controlar lo que se supone que es una infección. 

La inflamación hace que las células de la piel aún maduras, llamadas queratinocitos , se desarrollen a un ritmo extremadamente acelerado.

A medida que las células se mueven desde la capa media de la piel ( dermis ) hasta la capa superior de la piel ( epidermis ), comenzarán a comprimirse y atravesar la barrera protectora de la epidermis, llamada estrato córneo .

 Al hacerlo, los afectados de la piel comenzarán a engrosarse y formar las lesiones reconocidas como psoriasis.

Desencadenantes comunes

Poco se sabe acerca de por qué la psoriasis invertida se presenta de la manera en que lo hace. 

La psoriasis, en general, se cree que es causada por una combinación de factores genéticos (que parecen predisponerlo a la enfermedad) y desencadenantes ambientales (que “encienden” y actualizan la enfermedad).

Entre algunos de los desencadenantes más comunes de la psoriasis están:

  • Estrés
  • De fumar
  • Alcohol
  • Ciertos medicamentos, como los betabloqueantes y el litio.
  • Infecciones, especialmente estreptococos e infecciones del tracto respiratorio superior
  • Traumatismos cutáneos, como quemaduras solares, cortes y abrasión.
  • Obesidad

Con respecto a la obesidad, algunos científicos han sugerido que las células adiposas (de almacenamiento de grasa) juegan un papel central en el desarrollo de la psoriasis inversa. 

Se sabe que las células adiposas liberan proteínas inflamatorias, llamadas citocinas , en los tejidos circundantes. 

Es posible que la producción excesiva de citocinas sea suficiente para provocar un brote en los sitios donde la adiposidad es mayor (es decir, pliegues de la piel).

Otros creen que el fenómeno Koebner juega un papel importante. 

El fenómeno, en el que la erupción se desarrolla en la línea de un trauma en la piel, afecta a alrededor del 25% de las personas con psoriasis, según una revisión de 2013 de estudios de Canadá .

El hecho mismo de que los pliegues de la piel se froten entre sí sugiere que el fenómeno de Koebner puede desempeñar un papel en agravar, si no inducir, un brote psoriático.

Diagnóstico

que es psoriasis invertida

No hay pruebas de laboratorio o estudios de imágenes que puedan diagnosticar definitivamente la psoriasis. 

El diagnóstico se basa principalmente en un examen visual de la piel acompañado de una revisión de su historial médico.

Además de evaluar las lesiones, un dermatólogo buscará signos de daño en las uñas (sugerente de psoriasis ungueal ) y evidencia de psoriasis en placas en el cuero cabelludo u otras partes del cuerpo.

Su historial médico puede contener pistas para respaldar el diagnóstico, incluido un historial familiar de psoriasis o factores de riesgo asociados con la enfermedad.

En caso de duda, un dermatólogo puede realizar una biopsia de piel para su evaluación bajo el microscopio. 

A diferencia del tejido normal, el tejido psoriático aparecerá hiperplásico (engrosado) con células acantóticas (comprimidas).

Su médico también considerará todas las otras causas posibles para garantizar que se brinde el tratamiento adecuado. 

El proceso, conocido como diagnóstico diferencial , evaluará enfermedades con síntomas similares a los de la psoriasis inversa y puede incluir:

  • Candidiasis cutánea (un tipo de hongo de la piel)
  • Eritrasma (una infección bacteriana de la piel)
  • Enfermedad de Darier (también conocida como queratosis folicular)
  • Liquen escleroso (una afección que afecta principalmente a los genitales)
  • tiña del cuerpo (tiña)

Tratamiento de la psoriasis invertida

Hay varias opciones disponibles para tratar y controlar la psoriasis inversa. 

Muchos de estos son los mismos que los utilizados para tratar otras formas de la enfermedad. 

El objetivo principal del tratamiento es aliviar la inflamación, ya sea local o sistémicamente, para controlar la condición de la piel.

Dependiendo de la gravedad de los síntomas, esto puede incluir:

  • Humectantes para la piel
  • Evitar los desencadenantes conocidos
  • Baños de avena
  • Manejo del estrés
  • Preparaciones tópicas de alquitrán de hulla
  • Corticosteroides tópicos
  • Retinoides tópicos u orales
  • Fototerapia
  • Fármacos antirreumáticos modificadores de la enfermedad oral (FARME) como metotrexato y ciclosporina
  • Medicamentos biológicos inyectables como Humira (adalimumab), Remicade (infliximab) y Enbrel (etanercept)

Con respecto a la psoriasis inversa específicamente, se pueden usar antifúngicos o antibacterianos tópicos para tratar infecciones secundarias que comúnmente surgen en pliegues comprometidos de la piel.

 Las versiones orales se pueden utilizar en casos extremos. Estos medicamentos no se usan profilácticamente (para prevenir enfermedades) debido al riesgo de resistencia a los medicamentos.

En personas con psoriasis inversa, el antibiótico oral Aczone (dapsona) parece especialmente efectivo. 

Por lo general, se prescribe en una dosis de 100 miligramos (mg) una vez al día hasta que se resuelva la infección.

La terbinafina antimicótica , comúnmente utilizada para tratar la tiña y el pie de atleta, se usa con precaución, ya que a veces puede desencadenar un brote o, peor aún, una forma grave de la enfermedad conocida como psoriasis pustular .

A tener en cuenta

Como una enfermedad estrechamente relacionada con la obesidad, la psoriasis invertida casi siempre mejorará cuando se elimine el peso excesivo. 

Esto es especialmente cierto en personas con obesidad extrema en comparación con aquellas que simplemente tienen sobrepeso . 

Al comer bien y hacer ejercicio regularmente, idealmente bajo la supervisión de un médico, se puede aliviar su carga inflamatoria general.

Lo mismo se aplica al tabaquismo y al alcohol. No importa cuánto tiempo haya fumado, dejar de fumar le brindará beneficios desde el momento en que apagó su último cigarrillo.

Con respecto al alcohol, reduzca a no más de dos a tres bebidas por día como máximo. 

Evite la cerveza ya que está estrechamente relacionada con las erupciones psoriásicas, y opte por el vino.

Para enfrentar mejor las molestias de la psoriasis inversa:

  • Use ropa suelta para telas transpirables.
  • Evite cinturones ajustados, cuellos y mangas, así como polainas y jeans ajustados.
  • Hable con su médico sobre un antitranspirante apropiado sin perfume. Los productos a base de óxido de zinc a menudo son beneficiosos.
  • Aplique talco en polvo, almidón de maíz y bicarbonato de sodio a los pliegues de la piel para mantenerla seca.
  • Lávese las axilas y la ingle cuando esté sudoroso con agua fría y jabón suave. Seque (en lugar de limpiar) la piel seca.
  • Coloque una capa delgada de crema hidratante sobre la piel afectada antes de aplicar medicamentos tópicos.
  • Mantenga sus espacios de vida / trabajo frescos para evitar la transpiración.

FUENTES:

https://www.ncbi.nlm.nih.gov/

https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S0190962208001199

https://www.nature.com/articles/ng.2467

https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S0190962208010700

https://www.jaad.org/article/0190-9622(95)91336-X/fulltext

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)